Mis errores Runneros

Como siempre en la vida, hay dos formas de hacer las cosas, una es bien y la otra es mal.

Y yo empecé por esta última.

(Por si quedaba alguna duda).

Si tengo que hablar de mis siete pecados capitales de Runner, los voy a ordenar por gravedad. Así si tengo que ir al infierno del jogging que sea con el currículo completo y por la puerta grande.

  1. Correr sin Pulsómetro: Este aparatillo te dice cómo llevas tus pulsaciones, esto es imprescindible. Yo empecé con uno regalado por mi Bro, que no daba ni la hora (literal) los tienes de todos los colores y tamaños (ahora, que se lleva el postureo). También tienes las pulseras de actividad, no sé cómo funcionan así que no puedo contar mi experiencia. Pero creo que lo específico en este caso gana a la generalidad. Los tienes hasta por 25 €, yo prefiero irme siempre a gama media. A partir de 50 € un Polar, da mucha fiabilidad.
  2. Zapatillas malas…con ganas. Cuando corría 70 kms semanales, lo hacía con unas Adidas adizero infantiles que me habían costado la friolera de “15 €”(Aprovechando una oferta y mi 39 de pie). Las tiré por aburrimiento. De durabilidad,  bien (como seis años..ojo). De amortiguación y todo lo demás Justelis.
  3. No hacerme prueba de esfuerzo. Mi pecado capital mantenido durante todo este tiempo. No he ido aún. No tengo vergüenza ninguna. Debo decir que no subo de las 160 ppm corriendo, pero eso no es excusa querida amiga. (antes no tenía pasta, ahora no tengo tiempo)
  4. Análisis de pisada: He deducido con los años que soy supinadora, con lo cual suelo buscar modelos para este tipo de pisada (que no son muchos) o neutros con refuerzo en la parte exterior del pie. Me aburre pisar en “blando” así que las suelas de mis zapas suelen pecar de falta de amortiguación. Descubrí hace un par de años las Mizuno (gama media, tengo unas Wave Rider 17, unas Ímpetus 2, Unas Wave 6 , las mejores una Última 6 y otras más que no me acuerdo). Entre 50 y 80 € de saldo. Una maravilla. No hace falta gastarse doscientos como hacen los posturetas. De hecho leyendo artículos y valoraciones te das cuenta de que la gama media en durabilidad suele superar a la gama alta.
  5. No muscular: Si quieres correr, tienes que cuidar otras cosas. Sólo correr no es suficiente (y este pecado lo he mantenido años). No, chicas, no nos vamos a poner como un “Geyperman”, para eso hacen falta esteroides, mucho pollo y spray marrón. Como mucho marcarás un poquito, y te llevarás grandes alegrías en mudanzas y supermercados.
  6. Lesiones: No me puedo quejar. La única que he tenido en tooooodossss estooooosss años es una condromalacia patelar (que me hice por borrega) este invierno preparando la media maratón de Madrid. Me pasé de km sin entrenar fuerza, volviendo al pecado anterior. Mi experiencia fue letal. Para mí correr es una válvula de escape. Llevaba sin “escaparme” hasta principios de este mes. No me aguantaba ni yo.
  7. Correr a malas horas. En esto tengo un don. (Sí, en este listado en el que pongo de manifiesto mi arsenal de virtudes runneras, también tengo esta). Si puedo escoger, pues correré a las cinco de la mañana con – 1 º en invierno, o cuando esté cayendo la mundial (que me suele sobrevenir “sorpresivamente” en el punto más lejano de casa y sin un triste techao que llevarme a la boca), o a la una de la tarde en verano, (con toda la solana del mundo) o al amanecer o atardecer en tiempo de alergia. Como me gusta el riesgo suelo salir sin ventolín. (soy asmática “arrepentía”, igual lo uso tres veces al año, pero cuando lo necesito…no lo llevo). O a la horita y media de haberme comido un bocata de morcilla de mi pueblo (que me sienta fatal) para terminar en un lateral del “descampao” dejándolo allí, y trayéndome un mal cuerpo de mucho “mieo”.

Con esto os quiero contar que os cuidéis, que ahora se lleva, pero no corráis sin cabeza ninguna, porque os puede traer disgustillos. Sé que ninguno de ellos compensa el subidón de endorfinas que te da, la sensación de libertad, o esos diálogos contigo misma que mantienes mientras corres, pero desde luego no a cualquier precio.

¡Abrazos múltiples!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s